Manual de buenas costumbres para un uso correcto de whatsApp (con fin comercial o personal)

WhatsApp

WhatsApp

¿Qué es WhatsApp?

WhatsApp es una aplicación de mensajería instantánea especialmente destinada para su uso en teléfonos inteligentes o smarth phones . Si aún no la conoces, podría decirse que es similar al clásico SMS, pero que utiliza para la transferencia de datos la red de Internet (WI-FI o nuestro plan de datos), por lo que el coste de su uso es mucho mas barato o incluso gratis.
Además de permitir enviar y recibir mensajes de texto también es posible enviar fotos, vídeos, audio, contactos, etc.. e incluso puedes crear grupos de chat, compartir ubicación geográfica, configurar un perfil personal, etc..
WhatsApp utiliza la lista que tienes creada en tu agenda de teléfonos para realizar su registro de contactos automáticamente.

Antes de hacer un uso indiscriminado de la aplicación deberías tener en cuenta que WhatsApp:

1. Plantea problemas de privacidad y seguridad, ya que transmite los datos sin cifrar por lo que tus mensajes pueden ser interceptados y leídos sin demasiados esfuerzos. El historial de mensajes no desaparece del todo puesto que permanece en el teléfono. Aun después de pulsar “eliminar”, los archivos siguen estando ahí. Para acceder a estos mensajes basta con acceder a la base de datos del terminal. La aplicación también registra las coordenadas GPS desde las que se envió cada mensaje si esta funcionalidad está activada.
2. Es voluble e inestable, a veces falla y deja de aparecer en App Store, sin saberse cuales han sido los motivos.
3. Permite la intromisión, cualquiera que tenga tu móvil podrá interrumpirte con mensajes o acceder a tu perfil y estado.
4. Es rígido, sólo permite hacer uso de la aplicación desde un solo terminal.

Manual para un uso correcto de WhatsApp

1. En cuanto al Estado .

En principio la función del Estado en WhatsApp es para anunciar a tus contactos qué estás haciendo, o dar alguna información sobre ti que ayude o facilite la comunicación.

Es especialmente útil su actualización si utilizas WhatsApp como herramienta de trabajo, ya que te permite ir notificando a tiempo real sobre tu disponibilidad, situación, horario de atención al cliente, etc.. o promocionar tu puesto de trabajo o empresa.

Para el uso personal, tienes la opción de no personalizarlo y así aparecerá una frase predeterminada “Hey there! I am using WhatsApp” que en si misma no aporta información adicional o utilizar alguna frase tipo predefinida que la aplicación ofrece.
Si deseas añadir un Estado personalizado, ten en cuenta que será visible para todas aquellas personas que pudieran tenerte listado en su agenda de teléfono, por lo que no pongas nada que no quieras que alguien sepa o pueda traerte complicaciones futuras. Es habitual que hayamos dejado nuestro número de teléfono en establecimientos, lo hayamos anunciado para vender algo, etc.. por lo que sería algo innecesario e incluso arriesgado ir contando que haces y donde estas en cada momento.
“Donde fueres haz lo que vieres”, por eso es importante observar que ponen los demás en su Estado, coge ideas, descarta otras y adáptalo a tu estilo. Evita escribir frases largas (tus contactos no las visualizarán enteras), intercalando mayúsculas con minúsculas (hace daño a la vista y se leen con dificultad) o escribir totalmente en mayúsculas (a no ser que quieras simbolizar que estás gritando). Las frases célebres, de enseñanza de vida, representativas de un carácter, simpáticas o una sucesión de emoticonos, suele quedar bien.
Si anuncias algún acontecimiento vital en tu Estado, hazlo siempre después de haber utilizado otros medios para la comunicación al menos con tus allegados, evitarás susceptibilidades.

2. En cuanto al perfil.

Configurar el perfil, según la última actualización de WhatsApp (Versión 2.8.12) es tener la opción de añadir una imagen y un nombre.

Si usas WhatsApp con fines promocionales o laborales, ahora ya tienes la oportunidad de colocar tu logotipo o imagen corporativa, también podrás poner el nombre de empresa y/o puesto de trabajo. Así convertirás tu perfil en algo parecido a una tarjeta de visita o anuncio.

Para el uso personal, si deseas añadir una imagen, ten presente que va a ser sin duda lo mas característico y visto, no pongas una imagen de la que mas tarde puedas arrepentirte o pueda perjudicarte según quien la vea. No es necesario poner una fotografía de ti mismo, puedes insertar una imagen de tu lugar favorito, de algo que te represente, etc.. Si decides ponerte tu cómo perfil es importante que se te vea nítidamente, de lo contrario darás la sensación a tus contactos, que quizás no te conozcan demasiado, que deseas privarles de la opción de ser evaluado y poder disfrutar de tu belleza física. Un detalle de un rasgo expresivo que te identifique también puede ser acertado, como por ejemplo una mirada, una sonrisa, etc.. En la medida de lo posible busca una imagen simpática en la que puedas salir sonriendo o en un contexto agradable. Para la elección de tu apariencia ten en cuenta que la mayor parte del tiempo va a ser vista en miniatura.

WhatsApp da información a tus contactos, a mi entender excesiva, sobre cuando estás abierto en la aplicación y cuando ha sido la última vez que has estado conectado, si tienes Iphone ahora tienes la opción, muy sencilla de configurar, para no aparecer visible la última vez que has estado conectado Pincha aquí si quieres saber cómo hacerlo

3. En cuanto a la interacción y tipo de conversación.

Nuevamente haré la distinción según sea el objetivo en su uso (mercantil o personal), aunque en ambos casos advertiré de la importancia de no usar WhatsApp cómo única herramienta de comunicación.

Si usas WhatsApp para comunicarte con un fin comercial estas son las recomendaciones que considero mas relevantes:

1. Ser profesional. Tanto en el uso del lenguaje y de la aplicación cómo en la atención que vas a ofrecer a tu cliente.
2. Ser rápido en las respuestas y atención, pero nunca impulsivo. Esto es algo que se da mucha importancia y valora el cliente, si no se tienes aún la respuesta adecuada que dar al usuario, es conveniente que se atienda y comente que se está estudiando su caso, incluso pudiendo seguir informando sobre su posterior proceso. Intenta ser constante en ello.
3. Ser amable. Haciendo uso de un lenguaje cortés y educado (gracias, buenos días, siempre dando respuesta, etc..). El lenguaje escrito tiende a ser mas frío y distante, por lo que tendrás que hacer un mayor esfuerzo para superar esta barrera.
4. Ser escueto y conciso.
5. No ser pesado. No te comuniques demasiado y que siempre o casi siempre sea para dar respuesta. Respuestas cortas y concisas, si no puede ser así utiliza otro medio.
6. Ser honesto.
7. Ser transparente.
8. Si no lo vas a hacer bien, mejor no lo hagas.
9. Ser tolerante.
10. Ser consecuente.
11. Conversar con el cliente, si lo precisa.
12. Nunca discutir.
13. Ser flexible.
13. No ignorar las críticas. Hacerlas frente y aprender de ellas.
14. Protocolizar ciertas respuestas. De esta manera consigues mayor agilidad y eficacia en tus respuestas, además de evitar ciertas improvisaciones que pudieran no ser acertadas o bien evaluadas.
15. Informar a través de tu Estado sobre el horario de atención al cliente si usas WhatsApp como herramienta complementaria para la Atención al Cliente y avisar sobre posibles ausencias o cambios.
16. Nunca usar WhatsApp como única vía para la atención, los clientes deben saber que pueden contar con una atención telefónica, e-mail o física y que únicamente se usa WhatsApp para agilizar y aumentar la comunicación.
17. Prohibido hacer spam.
18. No hacer grupos con tus clientes, además de violar la LOPD, el sentido común dice que compartir conversación, el teléfono y hacerlo público no es educado ni acertado a no ser que tu negocio tenga unas características muy especiales, donde entonces tendrá que valorar tu mismo esta opción tan controvertida.
19. Existe la sensación de que un mensaje por whatsApp es mas personal y cercano que si es por e-mail, twtter, etc.. por lo que si quieres causar esa sensación a tus clientes utiliza esta aplicación para recomendar artículos, servicios, novedades, ofertas o notificaciones.

Si tus fines son personales te haré las siguientes recomendaciones:

1. No uses WhatsApp cómo única vía para la comunicación con tus contactos, a no ser que quieras mantener distancia con ellos, sufras de fobia social, no te quede otro remedio o los conozcas poco.
2. “Donde fueres haz lo que vieres” Adáptate al nivel de lenguaje de tu interlocutor, porque ademas de hacer un ejercicio personal que desarrollará tu habilidad de empatía e inteligencia, tendrás una conversación mas fluida y cercana.
3. No hables de cosas muy personales o controvertidas y por supuesto no discutas por whatsApp. Ten en cuenta que a través del lenguaje escrito se pierden muchas connotaciones que el lenguaje verbal y gestual aportan, por lo que puedes favorecer los malos entendidos, además de la falta de consideración personal que alguien podría interpretar por no “tratar de forma cercana o dar la cara” ante ciertos temas. Es habitual que ciertas personas con dificultades ante la interacción social, escriban cosas que jamás dirían, es bueno atenderlas, tomar nota de ello pero nunca contestar por whatsApp, utiliza la vía de comunicación que tu consideres mas apropiada para esos temas (lo escrito en whatsApp además queda gravado).
4. Si los mensajes de WhatsApp generan una conversación, intenta ser escueto y fluido, tu/s receptor/es espera/n tu respuesta para la interacción.
5. Si un contacto hace spam, te molesta o simplemente así lo decides, puedes bloquearlo, de esta manera no podréis intercambiaros mensaje y tendrá información restringida sobre tu contacto. (Según la versión de aplicación WhatsApp que estés utilizando).
6. Crea y participa en grupos para quedadas y organizar planes entre amigos o familiares.
7. Usa emoticonos para expresar emociones o enfatizar tu lenguaje.
8. Utiliza un lenguaje coloquial pero apropiado, sin faltas de ortografía y con no demasiadas abreviaturas. A diferencia de los SMS, los mensajes mas largos por WhatsApp no son mas caros, por lo que abreviar no tiene mas sentido que el de la vagancia, torpeza o dificultad de escritura, por lo que si no sufrimos de cualquiera de estas dolencias podemos evitarlo y escribir con propiedad. De esta manera además de hablar con amigos, puede que aprendamos algo sobre ortografía y mejoremos nuestra habilidad para expresarnos mediante la escritura.
9. Usa WhatsApp para comunicar noticias agradables, así acostumbras a que tus contactos esperen de nosotros noticias afables, por lo que conseguiremos mas interacciones y respuestas positivas.
10. Cuando escribas un mensaje no esperes respuesta inmediata, aunque tu interlocutor te aparezca que está en linea y tu mensaje lo consideres urgente, no se puede percibir realmente en que situación se encuentra tu receptor, al menos que lo estés viendo, aunque creas saber o intuir.
11. Acostúmbrate a contestar los mensajes que recibas, aunque la aplicación te indique que el receptor abrió el mensaje, es difícil discernir si leyó el texto, además de ser un código de educación contestar con al menos un OK o emoticono cómo símbolo de recepción y lectura.
12. Usa mayúsculas en los mensajes que únicamente quieres expresar un grito.
13. Se amable y procura ser correcto en tus formas.
14. Usa el WhatsApp en su justa medida e intenta no usarlo o hacerlo de manera muy puntual si estás acompañado o en un ambiente social.

Seguro que obvié cosas que tu consideras importantes, por favor deja un comentario para enriquecer el artículo o rectificar lo que consideres y si te ha gustado, compártelo en redes sociales. Gracias!

Anuncios

Porque animo a los usuarios de Facebook a usar twitter. Parte I (mi experiencia)

 

twitterHay una cosa que me llama poderosamente la atención en mi vida “off-line”, y es que la mayoría de mis amigos y conocidos usan Facebook, pero no tienen ni idea sobre Twitter y menos aún que usos y aplicaciones tiene. En cambio no paran de oírlo todos los días en los medios de comunicación. Viven así en una ambivalencia entre el rechazo a lo desconocido, y gran curiosidad e interés. La mayoría tienen la sensación de estar perdiéndose algo interesante a lo que ellos aún no tienen acceso y se mantienen anclados en esa actitud, excusándose con multitud de razonamientos a mi entender vagos y muchos de ellos erróneos.

Las resistencias mas comunes que he encontrado son las siguientes:

1. ¿Qué es exactamente? A mí eso no me va, no lo entiendo del todo, muchos términos raros….
2. ¿Para qué me sirve? Yo no tengo nada que contar, si quiero enterarme de algo ya tengo google o cualquier otro medio..y para relacionarme ya estoy en Facebook, eso sólo es útil para los periodistas…
3. No tengo tiempo ni ganas.
Antes de responder y desmontar tales resistencias, comenzaré contando, a modo de ejemplo, cómo han sido mis comienzos y etapas en mi relación con twitter.

1º Etapa: Toma de contacto:
Todo empezó un día cualquiera viendo las noticias de TV, me molestó enormemente ver cómo se hacían constantes referencias sobre lo que en twitter se decía. Yo no podía seguir permitiendo estar fuera de honda, y no conocer que es eso que parece tan importante y fuente de información central para el mundo. Decidí registrarme, acción que se tarda bien poco. La aplicación me sugirió a quien seguir, tomando como base a mis contactos, sólo había uno en la lista, mi amigo Iñaki, qué siempre ha sido el mas moderno del grupo. Empecé a seguirle y curiosear su modo de proceder en este medio. No escribía nada, se limitaba a seguir a ciertos escritores y personajes que a él le interesaban. Al día siguiente me sonó el móvil avisándome que Iñaki también comenzaba a seguirme. Mi primer seguidor!

2ª Etapa: Observar y seguir:
Curioso y con ganas de aprender, copié la forma de proceder de mi amigo Iñaki, así que empecé a seguir a alguna que otra redacción de periódico y políticos. Qué chulo me parecía enterarme a tiempo real de las noticias, y poder parar y ampliar aquellas que me interesaban y qué impresionante poder seguir sin ninguna traba a cualquier político. Me sentía importante.

3ª etapa: Primeras actuaciones:
Al cuarto día decidí pasar a la acción y escribir mis primeros twits. El primero fue, “en una hora, aprox salgo para Madrid”. Sentí vergüenza, porque me vi torpe y no sabía que contar (la misma vergüenza que cuando empecé a hablar inglés en un país anglosajón). pensaba, ¿Aquién le importa dónde voy? ¿qué sentido tiene exhibir lo que hago? Continué escribiendo twits sobre reflexiones generales lanzadas al aire y sin objetivos concretos por lo que paré, no le veía ningún sentido y además me sentía bastante ridículo. Twitter dejó de gustarme.

4ª etapa Búsqueda de intereses y objetivos:
Me encantaba lo que twitter me ofrecía, información sesgada a mi antojo, seguimiento a tiempo real, mensajes cortos, rapidez, dinamismo, altruismo de sus usuarios, etc..
Pero algunos códigos de interacción y lenguaje aún me seguían resultando extraños, así pues seguí observando y aprendiendo de los demás y a rastrear en la red conceptos. Fue sencillo, pero reconozco me dio bastante pereza al principio.
Comencé a imitar lo que entendía estaba bien o al menos a mí me gustaba, así pues empecé a compartir contenidos que encontraba por la red que me parecían dignos de ser mencionados. Ofrecer información clasificada y actualizada era lo que me habían ofrecido el resto de los usuarios que yo seguía, y yo también quería poner mi granito de arena. Así me inicié en la rueda de compartir.

5ª Etapa: Interacción y formación de comunidad de intercambio:
Mi número de seguidores y seguidos iba aumentando poco a poco , compartía e interaccionaba con un grupo que compartíamos intereses comunes. Actualmente me siento integrado en una comunidad en la que nos ayudamos y resolvemos dudas. Nos facilitamos la tarea ardua de actualizarnos. Me ahorran tiempo en buscar información, me abren nuevas perspectivas, me mantienen continuamente informado, etc..
Por todo ello y mucho mas, aprovecho para darles las gracias a todos.

Se que me quedan mas etapas por recorrer, pero de momento seguiré afianzandome y disfrutando en la que me encuentro.

Este ha sido el uso y aprovechamiento mío en twitter, lo importante es adaptarlo a tu modo y que le saques el beneficio que consideres, Os animo a todos a que no os quedéis parados y adapteis esta potentísima herramienta a vuestro antojo. Porque el verdadero error es quedarse excluido y no aprovechar los recursos que a día de hoy son gratuitos y están al alcance de todos.

Continuaré….. Os desmontaré vuestras resistencias.

A %d blogueros les gusta esto: